Llamada a la oración horario

Tiempo de oración 意味

Ofrecer las cinco oraciones diarias o Salat es una parte integral de la rutina diaria de todos los musulmanes. Dado que estas oraciones forman parte de los Cinco Pilares del Islam, los musulmanes observantes se interesan por conocer la hora de oración en Dubai para cada día.

Los musulmanes rezan cinco veces al día, empezando por el Fajr, que es la primera oración del día. Le sigue el Dhuhr, que tiene lugar poco después del mediodía, luego el Asr o Asar, a última hora de la tarde, el Maghrib justo después de la puesta de sol y, por último, el Isha, la oración de la noche. En Dubai hay horarios específicos durante los cuales los residentes musulmanes deben realizar estas oraciones.

Aunque no sea musulmán y resida en Dubai o sea turista, puede disfrutar de la bella arquitectura y el ambiente de muchas mezquitas del país. Merece la pena consultar nuestra guía de visitas a mezquitas en los EAU.

Esta es una guía completa de los horarios de oración en Dubai para mayo de 2022. Le recomendamos que utilice esta guía para estar al tanto de los horarios de la oración diaria en Dubai. No olvide marcar la página para tener siempre acceso a los horarios de oración musulmana en Dubái.

Oración del Zuhr

Rezar no es sólo algo muy espiritual, sino que conecta a cada musulmán con todos los demás del mundo y con todos aquellos que han pronunciado las mismas palabras y realizado los mismos movimientos en distintos momentos de la historia islámica.

Las oraciones establecidas no son meras frases para pronunciar. Para un musulmán, la oración implica unir la mente, el alma y el cuerpo en adoración, por lo que un musulmán que realice estas oraciones llevará a cabo toda una serie de movimientos fijos que acompañan a las palabras de la oración. (Leer más: Beneficios espirituales de la oración)

  Oración a San Judas Tadeo: La herramienta infalible para vender tu casa

Los musulmanes no rezan en beneficio de Dios. Dios no necesita oraciones humanas porque no tiene ninguna necesidad. Los musulmanes rezan porque Dios les ha dicho que deben hacerlo, y porque creen que ellos mismos obtienen un gran beneficio al hacerlo.

En las oraciones rituales, cada musulmán está en contacto directo con Dios. No hay necesidad de un sacerdote como intermediario. (Aunque en la mezquita hay un director de oración -el imán-, no es un sacerdote, sino simplemente una persona que sabe mucho sobre el islam).

Oración del viernes

Las horas de la salah son las horas de oración en las que los musulmanes realizan la salah. El término se utiliza principalmente para las cinco oraciones diarias, incluida la oración del viernes, que sustituye a la oración del Dhuhr y debe realizarse en grupo. Los musulmanes creen que los horarios de la salah fueron enseñados por Alá a Mahoma.

Los horarios de oración son estándar para los musulmanes de todo el mundo, especialmente los horarios de oración fard. Dependen de la condición del Sol y de la geografía. Las escuelas de pensamiento islámico difieren en detalles menores. Todas las escuelas de pensamiento coinciden en que una oración determinada no puede realizarse antes de su hora estipulada.

Los musulmanes rezan cinco veces al día: Fajr (antes del amanecer), Dhuhr (por la tarde), Asr (a última hora de la tarde), Maghrib (después de la puesta de sol) e Isha (por la noche), siempre mirando hacia la Kaaba[1]. La dirección de la oración se denomina qibla; los primeros musulmanes rezaban inicialmente en dirección a Jerusalén antes de que se cambiara a La Meca en el año 624 de la era cristiana, aproximadamente un año después de la migración de Mahoma a Medina[2][3].

  Descubre el poder de la oración del desespero de San Cipriano: ¡Devuelve la paz a tu vida!

Oración del Asr

Este mapa sonoro de la llamada a la oración (adhan) es un proyecto en curso de grabaciones en directo del adhan en mezquitas de todo el mundo.    La idea es sencilla: este mapa geolocaliza los lugares donde se realizaron estas grabaciones en directo del adhan, y permite a los visitantes buscar y escuchar las grabaciones desde Carolina del Norte hasta Estambul y desde Túnez hasta Singapur.

La llamada islámica a la oración se recita cinco veces al día como forma de convocar a la gente a la mezquita para rezar. Dependiendo de la interpretación individual, los tiempos de oración pueden significar cuándo se debe rezar, o el tiempo entre cada llamada sirve de ventana para saber cuándo se debe rezar. Las cinco horas de oración abarcan desde antes de que salga el sol hasta después de que se ponga, y están dictadas por el sol, por lo que los horarios varían cada día y en función de la ubicación geográfica. Los cinco tiempos de oración se conocen como Fajr, la oración de la madrugada (antes de que salga el sol); Dhuhr, la oración del mediodía; Asr, la oración de la tarde; Maghrib, la oración de la puesta de sol; e Isha, la oración de la noche.

  Oración para comenzar una reunión comunitaria

Tradicionalmente, la llamada a la oración servía de “marca sonora” (Lee, 1999:87), que identificaba el límite de una comunidad islámica determinada, basándose en la zona sobre la que podía oírse la voz del almuédano. Mientras que tradicionalmente el almuédano, o recitador del adhan, recitaba la llamada desde lo alto del minarete, en la actualidad lo más habitual es que el adhan se recite a través de un micrófono que se emite por altavoces colocados en los minaretes de la mezquita y orientados hacia el exterior, hacia la comunidad.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad