Oración del credo corto y largo

Oraciones católicas tradicionales

Padre nuestro, que estás en los cielos, santificado sea tu nombre. Venga a nosotros tu reino, hágase tu voluntad, así en la tierra como en el cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día y perdona nuestras ofensas como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden; y no nos dejes caer en la tentación, mas líbranos del mal.

Dios te salve María, llena eres de gracia, el Señor es contigo. Bendita tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros pecadores ahora y en la hora de nuestra muerte.

San Miguel Arcángel, defiéndenos en la batalla. Sé nuestra defensa contra la maldad y las asechanzas del Diablo. Que Dios lo reprenda, te rogamos humildemente, y tú, oh Príncipe de las huestes celestiales, con el poder de Dios, arroja al infierno a Satanás y a todos los espíritus malignos, que merodean por el mundo buscando la ruina de las almas.

Dios mío, de todo corazón me arrepiento de mis pecados. Al elegir hacer el mal y dejar de hacer el bien, he pecado contra ti, a quien debería amar sobre todas las cosas. Me propongo firmemente, con tu ayuda, hacer penitencia, no pecar más y evitar todo lo que me lleve a pecar. Nuestro Salvador Jesucristo sufrió y murió por nosotros. En su nombre. Dios mío, ten piedad.

Memorare

Credos ecuménicos es un término general utilizado en la tradición luterana para referirse a tres credos: el Credo Niceno, el Credo de los Apóstoles y el Credo Atanasiano. Estos credos también se conocen como credos católicos o universales[1][2].

  Oración antes de entrar a trabajar

Estos credos son aceptados por casi todas las denominaciones cristianas dominantes en Occidente, incluidas la luterana, la reformada, la católica y la anglicana[1][2][3][4][5] Muchas iglesias metodistas aceptan el Credo Niceno y el Credo de los Apóstoles[6][7].

Por definición, un credo es un resumen o declaración de lo que uno cree. Tiene su origen en el latín credo, que significa “yo creo”[10]. El propósito de un credo es actuar como vara de medir la creencia correcta[11]. Un credo es un epítome, no una definición completa, de lo que se requiere para la ortodoxia. Se esperaba que, memorizando este resumen de la fe, los laicos sin una amplia formación teológica fueran capaces de reconocer las desviaciones de las doctrinas ortodoxas basadas en la Biblia tal como se interpreta en la tradición cristiana.

El término ecuménico[12] puede referirse a los esfuerzos de cristianos de distintas tradiciones eclesiásticas por estrechar relaciones y lograr un mejor entendimiento. El término también se utiliza a menudo para referirse a los esfuerzos hacia la unidad visible y orgánica de las diferentes iglesias cristianas de alguna forma[13].

Oraciones de Fátima

Por nosotros fue crucificado bajo Poncio Pilato, padeció, murió y fue sepultado. Al tercer día resucitó en cumplimiento de las Escrituras; subió al cielo y está sentado a la derecha del Padre. Volverá con gloria para juzgar a vivos y muertos, y su reino no tendrá fin.

  Oración ala santa muerte para que me escriba whatsapp

Serie Vida de San Ignacio: Video 5 Durante el Año Ignaciano, celebramos el 500 aniversario del momento de la bala de cañón de San Ignacio, que cambió su vida para siempre.      Una amistad ignaciana El Rev. Jim Pribek, S.J., vicepresidente adjunto para Misión y Ministerio, reflexiona sobre el número de otoño de 2021 de la revista Conversations y sobre la importancia de desarrollar verdaderas amistades.

Mientras continuamos celebrando el Año Ignaciano y el 500 aniversario del momento transformador de San Ignacio en Pamplona, nos fijamos en esta conocida oración de la tradición jesuita para inspirarnos y reflexionar sobre cómo podemos entrar en la celebración de todo el año.

Oración del Señor

Este artículo necesita la atención de un experto en cristianismo. El problema específico es: Falta discusión de fuentes secundarias. WikiProyecto Cristianismo podría ayudar a reclutar un experto. (Diciembre de 2016)

Este artículo depende excesivamente de referencias a fuentes primarias. Por favor, mejora este artículo añadiendo fuentes secundarias o terciarias. Buscar fuentes:  “Versiones inglesas del Credo Niceno” – noticias – periódicos – libros – erudito – JSTOR (diciembre de 2016) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de plantilla)

Este artículo puede depender excesivamente de fuentes demasiado estrechamente relacionadas con el tema, impidiendo potencialmente que el artículo sea verificable y neutral. Por favor, ayuda a mejorarlo sustituyéndolas por citas más apropiadas a fuentes fiables, independientes y de terceros. (Diciembre de 2016) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de plantilla)

  Oración del tormento para un hombre

El Credo de Nicea, compuesto en parte y adoptado en el Primer Concilio de Nicea (325) y revisado con adiciones por el Primer Concilio de Constantinopla (381), es un credo que resume la fe ortodoxa de la Iglesia cristiana y se utiliza en la liturgia de la mayoría de las Iglesias cristianas. Este artículo intenta ofrecer el texto y el contexto de las traducciones al inglés.