Oración para cerrar el shabat

Texto de Havdalah

Suponemos que es la primera vez que usted va a ofrecer una oración. Tal vez el superintendente de la escuela sabática le pidió que se preparara para el próximo culto sabático y ofreciera una oración final. Usted nunca se ha presentado ante la congregación y no sabe cómo hacerlo. Le damos la bienvenida a nuestra página como le damos un ejemplo de oración y también información que puede guiar y ayudar a usted como usted se prepara para el day.We vamos a mostrar cómo escribir una oración que usted puede ofrecer y así darle la oportunidad de darnos detalles tal vez el nombre de su iglesia para que un escribir una oración para you.First aquí está la oración de clausura después de la escuela sabática ejemplos que usted puede echar un vistazo a.

Nuestro querido y amoroso Señor, gracias por el día de reposo que nos has dado mientras compartimos las bendiciones del día, te damos honor y gloria. Gracias Señor por dirigirnos y guiarnos desde que comenzamos el programa de la escuela sabática hasta que hemos llegado al final mientras procedemos a otro programa del día. Te pedimos que estés con nosotros como lo has prometido,Padre Precioso,queremos orar por el derramamiento del Espíritu Santo durante este día para que podamos saber por qué necesitamos el descanso sabático. Gracias porque eres fiel y bueno y nunca nos dejas ni nos abandonas.Acompáñanos en este día de descanso sabático y que te conozcamos más.Gracias por escuchar y responder a nuestra oración en el nombre de Jesús oramos y creemos.Amén.

Oración por el programa de la escuela sabática

La Torá especifica dos obligaciones relativas al Shabat: se nos ordena “guardarlo” y “recordarlo” (shamor y zakhor).  Por lo tanto, es costumbre encender dos velas el viernes por la noche. La primera vela es para demostrar que recordamos el Shabat, la otra vela es para la acción de “guardar” el Shabat.

  Oración serenidad san agustín

Ponemos énfasis en la bendición sobre el vino o jugo, cubriendo la jalá antes de recitar el Kidush. Algunos interpretan esto alegóricamente, diciendo que si nos esforzamos por proteger incluso un objeto inanimado (el pan) de ser “insultado” (por la bendición sobre el vino que tiene prioridad), entonces ciertamente debemos esforzarnos por mostrar sensibilidad hacia los sentimientos de otras personas.

La jalá es un símbolo del maná que Dios hizo caer del cielo para alimentar a los israelitas cuando estuvieron en el desierto durante 40 años tras el éxodo de Egipto. Tradicionalmente, hay dos panes de jalá, en alusión al hecho de que Dios dio una doble ración de Maná para que los israelitas pudieran descansar de recoger comida en sábado. La challah, más dulce y rica que el pan normal, simboliza la dulzura del Shabat.

Cerrar el sábado

La havdalá (en hebreo: הַבְדָּלָה, “separación”) es una ceremonia religiosa judía que marca el final simbólico del Shabat y da comienzo a la nueva semana. El ritual consiste en encender una vela especial de havdalá con varias mechas, bendecir una copa de vino (no tiene por qué ser vino) y oler especias dulces[1]. El shabat termina el sábado por la noche tras la aparición de tres estrellas en el cielo[2]:  137 La Havdalah puede realizarse hasta la puesta de sol del martes siguiente al Shabat[3].

  Oración para soltar un amor

Las especias, llamadas besamim en hebreo, a menudo almacenadas en un recipiente de especias artísticamente decorado para embellecer y honrar la mitzvá, se reparten para que todos puedan oler su fragancia[2]:  143 En muchas comunidades sefardíes y mizrahi se utilizan ramas de plantas aromáticas para este fin, mientras que los asquenazíes han usado tradicionalmente clavo. Se enciende una vela especial de Havdalah trenzada con más de una mecha[2]:  145 se enciende y se recita una bendición[2]:  144 Si no se dispone de una vela de Havdalá especial, se pueden utilizar dos velas y unir las dos llamas al recitar la bendición[5].

Bendición de Shabat sobre las velas

Estar fuera el sábado por la noche esperando la oscuridad y que brillen tres estrellas en el cielo. Es el momento en que termina el Shabat y comienza la Havdalah, la ceremonia que separa (Havdalah significa separación en hebreo) el día sagrado del resto de la semana. La Havdalá es una de las ceremonias más hermosas del judaísmo; cierre los ojos, sienta el calor de la llama encendida, huela el clavo y el cardamomo y recite las bendiciones de la Havdalá.

Es costumbre permanecer de pie formando un círculo en la oscuridad; dentro o fuera es perfectamente aceptable. Necesitarás un juego de Havdalah que incluya los siguientes elementos: una vela trenzada, un especiero y una copa kiddish. También necesitará una bandeja para guardar los objetos, cerillas para la vela, vino o zumo de uva y las especias necesarias para el especiero: clavo, cardamomo y canela. Cada uno de estos objetos puede ser sostenido por una persona distinta y, a medida que se recita cada bendición de Havdalah, se muestra el objeto al grupo.

  El mejor patrón de los estudiantes: una poderosa oración para el éxito académico

Puede recitar las bendiciones a continuación, pero la gran compositora Debbie Friedman compuso un nigun que cantan universalmente todas las confesiones del judaísmo, así como en sinagogas y campamentos de verano judíos de todo el mundo. Escuche una grabación de las bendiciones de Havdalah y apréndalas por su cuenta o cante el hermoso audio durante su ceremonia de Havdalah.