Oraciones antiguas para santiguar

Salmo para la santificación

Durante los últimos años del ministerio del apóstol Pablo se produjo una importante revuelta contra sus enseñanzas y su doctrina. Aunque la fuerza de esta revuelta residía en algunas de las principales iglesias de Asia Menor, también tuvo efecto en otras iglesias del Mediterráneo oriental, en particular en la incipiente iglesia de la isla de Creta. Esta revuelta no había sido imprevista. En su último viaje a Jerusalén, Pablo se detuvo en Éfeso y advirtió expresamente a los ancianos efesios que “después de mi partida, entrarán en medio de vosotros lobos rapaces que no perdonarán al rebaño. Y de vosotros mismos se levantarán hombres que hablen cosas perversas para arrastrar tras sí a los discípulos” (Hch 20, 29-30). Y en el espacio de diez años el escenario que Pablo dibujó en estas frases se había cumplido. En 1 Timoteo 1:3 Pablo tuvo que ordenar a Timoteo ‘que se quede todavía en Éfeso … para que encargues a algunos que no enseñen otra doctrina (heterodidaskalien)’ (A.V.). Parece que en la iglesia de Éfeso habían surgido hombres que propagaban una doctrina radicalmente distinta de la enseñada por Pablo y sus asociados y que fomentaban un estilo de vida caracterizado por el ascetismo. Las cartas conocidas como Pastorales (1 y 2 Timoteo, Tito) tratan de frenar esta revuelta y restablecer el orden en las iglesias afectadas.1

Oración de santificación y purificación

Hermanos, amo y reverencio el sacerdocio de Dios, y me siento honrado de estar con aquellos de ustedes que lo llevan. Mi mensaje de esta noche está dirigido a todos nosotros, cualquiera que sea nuestra edad o años de servicio, pero deseo hablar específicamente a los diáconos, maestros y presbíteros del Sacerdocio Aarónico, y a los jóvenes ancianos recién ordenados del Sacerdocio de Melquisedec: ustedes, los de la generación naciente, quienes deben estar listos para usar su sacerdocio, a menudo en momentos y de maneras que no habían previsto.

  Oración a la santa camisa de jesús

En ese espíritu, el llamado que les hago esta noche es algo así como el llamado que Josué hizo a una generación anterior de portadores del sacerdocio, hombres jóvenes y no tan jóvenes, que necesitaban realizar un milagro en su tiempo. A estos que tendrían que completar la tarea más formidable del antiguo Israel -recapturar y recuperar su tierra prometida de antaño- Josué les dijo: “Santificaos, porque mañana el Señor hará maravillas entre vosotros “1.

En la tarde del miércoles 30 de septiembre de 1998, hace apenas dos años, un equipo de fútbol de las Ligas Menores de Inkom, Idaho, estaba en el campo para su práctica de mitad de semana. Habían terminado de calentar y empezaban a ejecutar algunas jugadas. Como ocurre a veces en otoño, se acumulaban nubes oscuras y empezaba a llover ligeramente, pero eso no preocupaba a un grupo de chicos a los que les encantaba jugar al fútbol.

Santidad y santificación en la Biblia

Aunque todo lo anterior puede parecer una tarea difícil en el tipo de mundo en que vivimos hoy, en realidad no lo es. Yo personalmente he visto a Dios hacer una obra santificadora en varias personas que conozco, y los cambios en la personalidad de estas personas han sido dramáticos y poderosos.

Una vez que ves que El realmente se apodera de un creyente, y luego comienza esta obra santificadora en ellos para hacerlos más santos y semejantes a Cristo en sus almas y personalidades – ¡es verdaderamente un espectáculo increíble de contemplar! En mi opinion, esto es aun mas milagroso que verlo a El sanar a alguien de una dolencia o enfermedad fisica.

  Oración para tomar la decisión correcta

A aquellos de ustedes que les gustaria caminar en este tipo de aguas mas profundas con el Señor, pero estan algo temerosos de lo que El pueda hacer con ustedes – la unica cosa que personalmente puedo decirles es que pueden confiar completamente en Dios el Padre para comenzar este trabajo en ustedes. El te conoce mejor de lo que te puedes conocer a ti mismo.

Terminaré este artículo con un proceso muy simple de 4 pasos que te llevará a este reino de santificación si decides que quieres darle a Dios una luz verde completa y sólida para comenzar este proceso dentro de ti. Sin embargo, lo que no puedo darles es exactamente lo que Dios estará haciendo personalmente con cada uno de ustedes una vez que este proceso de santificación comience.

Oración de consagración y santificación

Me esforzaré hoy por llevar una vida sencilla, sincera y serena, repeliendo con prontitud todo pensamiento de descontento, ansiedad, desaliento, impureza y egoísmo; cultivando la alegría, la magnanimidad, la caridad y el hábito del santo silencio; ejercitándome en la economía en los gastos, la generosidad en las limosnas, el cuidado en las conversaciones, la diligencia en los servicios señalados, la fidelidad a toda confianza y una fe filial en Dios.

Concédenos, Señor, paciencia para seguir tu camino. Que nuestra confianza no descanse en nuestro propio entendimiento, sino en tu mano que nos guía; que nuestros deseos no sean para nuestra propia comodidad, sino para la alegría de tu reino; porque tu cruz es nuestra esperanza y nuestra alegría ahora y hasta el día de la eternidad. Amén.

  Oración de la noche y agradecimiento a dios

Dios santo, tu conocimiento de mí supera lo que yo capto o veo en cualquier momento; me conoces mejor de lo que yo me conozco a mí mismo. Ahora, ayúdame a confiar en tu misericordia, a verme a la luz de tu santidad, y concédeme la gracia de tener verdadera contrición, hacer una confesión honesta, y encontrar en ti el perdón y la remisión perfecta. Amén.